Que dificil la escuela primaria .

Siempre que recuerdo mi época escolar, sobre todo la primaria me viene a la memoria donde había varios grupos. Hablo de la primaria, porque para hablar del secundario habrá varios posts más.

via GIPHY

Las lindas, que jugaban a ser las chicas de Jugate Conmigo a ver quien bailaba mejor o imitar a las actrices de Clave de Sol para poder chaparse a Lucho ( Pablo Rago, mucho antes de la zanahoria ).
Las gordas que jugaban a la soga para llamar la atención obvio, por eso saltaban, cuando sos gordo con tal de que te acepten sos capaz hasta de hacer ejercicio y todo.

Las feas, que buscaban carroña y armaban lío en todo el colegio, se hacían amigas de las gordas, para sumar súbditas, pero la gorda, a gran diferencia de la fea, puede llegar a ser líder. Agarrate con una Gorda líder porque te hace bolsa.







Los varones, re mansos, se la pasaban jugando a la pelota o rompiendo vidrios o corriendo en las rampas... estaban los que jugaban a la pelota y mandaban al más gordo al arco.
Por otro lado estaban los "nenes bien", los de apellido difícil, doble, muchas SH y CH a tal punto que la lengua se te queda dura queriendo pronunciarlos. Estos babies de papis malcriadores compulsivos haciendo honor al apodo "fanfa" , traían a la escuela el mejor juego, el mejor muñeco de Batman que había salido, o el robot más caro que la abuela con la jubilacion le había comprado.





Desde chicos, siempre estábamos queriendo competir como un juego de niveles .
La diferencia siempre estaba en que lo hacíamos por diversión, y teníamos inocencia.
Cuando sos chico te animas a todo te crees super héroe, tenés alas, podes volar, trepas el árbol más salto te convertís en mono y si lo contás, nadie te va a decir que eso que decís no es cierto.


Yo recuerdo una anécdota muy fuerte, de una rubia que me tenía de hija en el colegio. Las rubias no me caen mal, sólo que me generan desconfianza plena ahora de adulta con el sólo hecho de querer aparentar algo que no son en realidad.
El 85% de las rubias son morochas. O sea, ¿Por qué querés ser rubia? ¿Por qué no sos una morocha infartante en vez de una Rubia que brilla en la oscuridad de un Bar?  Que querés que te diga. Me da raro. Ocultar el color de pelo es mentir, y a mí la mentira me cae mal.

La mentira me cae mal ahora e igual de mal me caía una rubia hermosa, divina, un pelo lacio de Barbie digna esposa de Ken, con lentes...pero era tan linda, que a ella nadie le decía 4 ojos.
Era muy camorrera la Blonda, me tenia de hija al grito de " :-Callate gorda..." por todo. Como si decirme gorda fuese un insulto. Pobre. Con lo lindo que es comer.

Si eras gordo de chico, era OBVIO que el nombre lo perdías desde el 1° grado hasta que adelgazabas de grande, claro. y ahí te la cruzabas en la calle ya delgada, y ahí tambíen seguro se acordaba de tu nombre de la bronca que le daba.
Ese día en el recreo al cuarto ":-Callate vos sos gorda",la senté de CULO en un cantero.
Quedó hundida en el fondo de un cubo de material lleno de barro con la boca llena de pasto.
No estuve bien, podría haber hecho otra cosa, pero en esa época, el Bullying no era algo por lo que debías hacer una reunión de padres. Hoy lo recuerdo como una hermosa escena en la que sin decir palabra y en un acto de impotencia absoluta, me defendí harta de tanta BULLSHIT.

La cosa es que el recreo era como ir a la guerra. Había chicos que salían a esos " 15 minutos de aire" y no sabían si volvían a la casa, con el tacho de basura de de bonete.
Los guardapolvos no eran blancos, eran grises. En esa época Ariel Liquido no existía, ni Trenet, ni chau mancha era una guerra de poderes, poderes divertidos muchas veces.

Yo siempre tuve una idea en mente, es la siguiente :

Cuando de chico te tienen de hijo, con las gastadas, con las piñas en el medio de la cara, con ese rubio que te robó el primer beso de la chica que te gustaba, con esa remera que te copió la del curso del turno tarde y la viste en un baile de grande hay dos opciones : O sos groso vengativo, o lo recordas y te reís y no lo volvés a repetir.
Muchas de esas situaciones hoy se repiten de grandes, y dudo que vayamos por la vida dando empujones o a insultos. . . OK. Wait! Sí. Algunas personas siguen siendo los mismos cavernícolas que aquella época. Pero no por eso debemos generalizar.

Por que existiendo tantas cosas de que reírse, tantas cosas para disfrutar , a veces hace falta hacer un PARATE y recordar de donde venimos y no tanto hacia donde fuimos o en que nos hemos convertido.

De grande creces y te haces fuerte de chico no sos consiente y disfrutas más las picardías de ser inocente.
Todos los días de mi vida me digo a mi misma, no quiero crecer, quizás por eso quedé enana de altura. Por que es tan lindo ser infantil, pero ser infantil siendo responsable es un reto a diario.

Lo que fue un reto tambíen fue entender y aprender a aceptar que la primaria ya quedó lejos, y el respeto uno  debe ganarselo muchas veces con acciones y no discursos.

Lo digo, porque nunca sabes cuando o en que lugar te podés encontrar a la rubia que tiraste del cantero, o al gordo que le pegaste una piña en el recreo por decirte "maricón" (super vintage todo) con aquella remera fuccia.
Lo mas probable es que cualquiera de esas situaciones les haya servido de desafío en la vida para hacerse valer, hacerse notar, hacerse escuchar y no haya quedado en una simple actitud violenta.
Ojalá! Lo deseo realmente.

Ojalá que nunca te pase que entres a una reunión y que el jefe de directorio sea la Barbie digna esposa de Ken, y que el gordo sea tu nuevo patrón. No te das una idea con qué ganas uno se sobrepone de esas situaciones y como lleva el autoestima al hombro con tal de superarse.
El gran error que a veces se comete es subestimar la superación ajena.

Ojalá hayan crecido como pude hacerlo yo, con el corazón valiente, para perdonar, (años de terapia también eh) para poder frenarte antes de que querer dar una buena piña de palabras en el momento indicado sin usar la fuerza para defenderme, con argumentos, con realidades, con tiempo.

El tiempo, es más sabio de lo que creemos. Y siempre da la razón a quien la tiene.

Me voy, que ahí está sonando Aurora en el patio del colegio y no quiero llegar tarde.


4 comentarios:

♪♫♪♪♫ dijo...

Brillante,como cada vez.

23 de noviembre de 2011, 12:39
Nanita ® dijo...

Prueba

23 de noviembre de 2011, 18:44
Nicocav dijo...

"De grande creces y te haces fuerte. De chico no sos consiente y disfrutas más las picardías de ser inocente." Excelente. esto, todo y más.

9 de marzo de 2012, 22:31
Anónimo dijo...

Sos grandiosa.
Siempre. Es bello leerte.
Cada anécdota que compartís parece haber salido de una charla de barrio.
Te felicito.
Un abrazo, desde Chile.
Johana Martinez Ironle.

5 de noviembre de 2018, 18:50

Publicar un comentario